Contáctenos  
Oncología Intervencional Chile

Inicio

Coordinador Radiofrecuencia en Chile
Ernesto Moya Retes
Tecnólogo en Radiofrecuencia

Celular: +569-9-9983550
Correo: emoya@oncologiayradiofrecuencia.cl

Agradecimientos:
Dr. Carlos Galindez
World Medical Center
Av de Mayo 666
Piso 7 Of A
Ciudad Autónoma
de Buenos Aires
C1084AAO
Rca Argentina
Tel:(54)-11-48783335
Fax:(54)-11-48783336

Visitas:
2


 

RITA Medical Inc es la empresa líder en equipos de radiofrecuencia (RF).

Desde Mountain View CALIFORNIA, fabrica los generadores y accesorios de RF con la más avanzada tecnología. Coordina y brinda capacitación a equipos médicos investigadores alrededor del mundo, abriendo nuevas fronteras en la lucha contra el cáncer, perfeccionando la técnica y la tecnología al servicio de la medicina.

Con el método RITA es posible tratar, de la manera más efectiva y segura, tumores primarios y secundarios ubicados en hígado, mama, pulmones, columna, riñones, páncreas, próstata, hueso.

 

RITA significa Ablación Térmica Intersticial por Radiofrecuencia.

En medicina se utiliza la Radiofrecuencia (RF) como medio para lograr el corte (en el caso de los electrobisturíes), o para inducir la muerte celular por necrosis.

El sistema RITA consta principalmente de un equipo generador de RF y un catéter, con el cual se induce la muerte de un volumen de células cancerígenas.

La forma más conveniente de combatir el cáncer es extirparlo lo más rápido posible, pero lamentablemente esta opción no siempre es viable, debido a la ubicacion del tumor, tamaño, o morbilidad asociada.

Los tratamientos más frecuentes para los pacientes con tumores no resecables son la quimioterapia y la radiación, pero dichos métodos tienen un impacto pequeño de sobrevida y no ofrecen ninguna perspectiva para la cura, sin olvidar mencionar el daño sistémico que generan.
Existen también otros métodos localizados como criocirugía, inyección de alcohol, hipertermia láser intersticial, ultrasonido enfocado de alta intensidad, ablación por radiofrecuencia (RFA).

La criocirugía puede ser aplicada mediante laparoscopía y destruir grandes tumores, pero este proceso es seguido por una coagulación consumitiva resultando en trombocitopenia, cuya magnitud es dependiente del área congelada.

La inyección de alcohol es utilizada en lesiones pequeñas y es impredecible su eficacia, debido a la infiltración variable de etanol en la masa tumoral.

La destrucción térmica puede lograrse mediante hipertermia láser intersticial, ultrasonido enfocado de alta intensidad (aún en la etapa de desarrollo) y mediante calentamiento por RF.

La RFA ofrece una técnica segura y efectiva para la ablación de tumores. Es un tratamiento nuevo por el cual el tejido neoplásico es destruido in-situ por coagulación térmica y desnaturalización proteica.

El principio de funcionamiento de la RFA es alternar una corriente a altas frecuencias (460KHz). Esta corriente circula desde la punta de los electrodos emisores del catéter, hasta el tejido circundante, induciendo un calentamiento por fricción resultado de la agitación iónica.

El aumento de la temperatura ocurre debido a la intención de los iones del tejido de seguir el cambio de dirección de la corriente alterna; es decir que el electrodo no es una fuente directa de calor, sino que el calor se genera dentro del tejido, el cual es el responsable de la necrosis coagulativa de las células. La zona de acción queda perfectamente determinada por la longitud de los electrodos emisores del catéter.


RADIOFRECUENCIA PARA ABLACIÓN DE TUMORES SÓLIDOS

Esta técnica electroquirúrgica se utiliza desde hace unos 25 años, en principio para tumores primarios o secundarios del hígado.
La baja potencia de los primeros generadores sólo permitía utilizar agujas de pequeños diámetros pudiendo ablacionar solamente tumores pequeños, frecuentemente fracasaban en el intento de realizar una ablación completa por no alcanzar las temperaturas objetivo.
Los equipos de segunda generación desarrollaban mayor potencia y se conectaban a agujas de hasta 5cm de diámetro. Con ellos los resultados mejoraron sensiblemente pero solamente en tumores de hasta 3cm de con un margen de seguridad de 1cm periférico a la lesión. Lamentablemente muchos de los tumores a tratar superan este tamaño.
Paralelamente las indicaciones se han extendido a algunos tumores de riñón, pulmón, hueso, suprarrenales, partes blandas y otros, combinando la capacidad de la radiofrecuencia con la baja morbilidad de los procedimientos percutáneos guiados por imágenes.
Por estos motivos y ante los buenos resultados reportados, el desarrollo de la tecnología de radiofrecuencia ha alcanzado standards de alta calidad.
El generador RITA 1500X (Radiofrequency Induced Thermal Ablation) y la aguja electrodo RITA XLi Enhanced son productos de última generación del año 2005 del polo de tecnología médica de avanzada de Mountain View (California).
Están aprobados por la FDA para la ablación de tumores sólidos y a diferencia de otros equipos se encuentran registrados en la ANMAT, cuentan con características únicas para optimizar la efectividad de la ablación.

1. El Generador tiene una potencia de 250W, lo que permite destruir grandes volúmenes de tejido tumoral por medio de una aguja multirrayos que se despliega hasta 7cm de diámetro.
2. Una bomba de infusión comanda por un software incorporado administra un flujo constante de solución fisiológica a través de los rayos de la aguja homogeneizando la temperatura de los tejidos y según necesidad extendiendo el diámetro de ablación.
3. La característica más importante es que el control del procedimiento se realiza mediante la medición directa de las temperaturas que alcanzan las diferentes áreas del tumor por medio de termocuplas en cada uno de los rayos de la aguja, el otro componente del protocolo es el tiempo de aplicación (el resto de los equipos solamente informan la impedancia o dificultad de transmisión de la energía)
Poder medir la temperatura asegura el éxito de la ablación.
4. Una nueva adquisición es la medición de la eficiencia que asegura la integridad del circuito y alerta sobre cualquier dificultad técnica del procedimiento.
5. Una vez finalizada la ablación del tumor el protocolo concluye con la ablación del trayecto que evita el implante de células tumorales.
6. Cuenta con pads dispersibles cuya temperatura también es monitoreada por el equipo y que en caso de un incremento peligroso automáticamente disminuye la potencia erogada por el generador, evitando quemaduras accidentales.
7. Otra ventaja es que presenta una nueva aguja electrodo flexible, ideal para realizar ablaciones guiadas por tomografía computada, donde las agujas rígidas chocan contra el gantry del tomógrafo.

Todas estas características se encuentran sólo en este equipo permitiendo un procedimiento terapéutico de alta calidad y seguridad.